Follow by Email

sábado, 26 de marzo de 2011

Sevilla Barroca

El barroco dejó algo más que una huella artística en Sevilla. Espolvoreó por toda la ciudad una congénita propensión a los excesos y la artificiosidad. Las alucinantes setas de la nueva Plaza de la Encarnación son el penúltimo ejemplo vivo de lo que digo. Hasta los alemanes cuando llegan se contagian del barroco efecto.

2 comentarios:

  1. Alucinantes y alucinogenas querido amigo, la cifra en euros que han costado es alucinante, pero en pesetas es flipante. Prefiero tus fotos relajantes y tus comentarios de arte.

    ResponderEliminar
  2. Este también quería ser un comentario de arte. La cifra tanto en euros como en pesetas tampoco deja de ser muy barroca.

    ResponderEliminar