Follow by Email

jueves, 13 de septiembre de 2012

Cura de Amor

Si el amor es abrir los ojos y encontrarte
no me dejes dormir, amor.
El sueño a tu costado es una lenta y vacilante
despedida de ti.
Dame, por el contrario, tu despertar y tu alegría
y déjame anidar entre tu corazón y tu camisa.

Más adentro del abrazo nuestro amor
busca su fondo sin saber que es insondable.

Y cuando todos los besos acaben
quiero que vuelvan tus besos a besarme.
Y cuando mengüe el fulgor de las estrellas
ojalá vuelvan tus ojos a mirarme.
Haz que me estremezca de palabras
y dime si las cosas que nos rodean
creen en la necesidad de ser dichosas.
El florero, la piedra, los libros,
el cuadro en su moldura, tus anillos,
sellan el pacto secreto de concordia
que al amor de los amantes sosegados
se afianza y se consuma en cada abrazo
y cada hora y para siempre.

1 comentario: